IVAN EL IMBECIL PDF

No es hoja lo que falta. El primero dijo al segundo: —Yo he conquistado un reino y vivo bien, pero no tengo bastante dinero para sostener a mis soldados. Me los has prometido. Cariacontecidos se volvieron los dos hermanos, hablando en el camino del modo de salir de sus respectivos apuros.

Author:Nejas Toran
Country:Timor Leste
Language:English (Spanish)
Genre:Travel
Published (Last):25 August 2008
Pages:331
PDF File Size:5.84 Mb
ePub File Size:19.68 Mb
ISBN:646-3-66215-725-3
Downloads:93453
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:JoJojas



Y Seman se fue a sus tierras para cobrar las rentas. Que lo tome. No puedo perjudicarle, ni a tu hermana tampoco. Y Tarass tuvo su parte. Las gentes de Seman, habiendo observado que de todos lados avanzaban soldados, cobraron miedo.

Ha comprado muchas cosas con su dinero, y sigue comprando; pero, ahora, con dinero prestado. En el acto dejo de dolerle el vientre. Precisamente es ya de noche, y es hora de dar el pienso a la yegua. Es preciso sustituirlo. Yo estaba en casa de tu hermano Seman. Vete a comer fuera.

De todos modos he de salir para la guardia de noche, y el pienso del caballo. Yo estaba en casa de tu hermano Tarass. VI Cuando los hermanos tuvieron casa, se instalaron cada cual en la suya. Sus hermanos rehusaron. Cuando hubieron acabado, le dijeron: —Ahora te toca darnos lo prometido. Pero al cabo de un rato le vieron volver corriendo, con la criba llena. Y admiradas, se tiraron al suelo para recogerlo. Redoblaron los tambores y los clarines sonaron. Los espectadores quedaron asombrados.

Precisamente, entre mi hermana y yo hemos recogido muchos. Los soldados ocupaban ya casi el campo. Precisamente estamos sobrados de centeno. Voy a darte cuanto quieras. El hermano no cable de gozo.

De nuevo Seman peleaba, y Tarass comerciaba. Contrariados se volvieron los hermanos, hablando en el camino del modo de salir de sus apuros. Le vistieron decentemente. Y de este modo los tres hermanos llegaron a reinar. El mayor, Seman el Guerrero, era dichoso. Su ministro fue a encontrarle: —No tenemos dinero para pagar a los funcionarios.

Y su mujer se lo dijo. Y yo conozco perfectamente el arte de guerrear. Quiero servirte. El viejo diablo, habiendo concluido con Seman el Guerrero, se fue hacia la casa de Tarass el Zar.

Fijaba buenos precios para todo. Y no hubo manera de que Tarass se construyera su nuevo palacio. Tarass quiso hacerse un abrigo de marta cibelina. De suerte que hasta el alimento le faltaba. Entonces fue a encontrarle Seman el Guerrero. Me gusta mucho eso. Es preciso obligarles por la fuerza. Es verdad que no tiene dinero; pero, en cambio, posee abundancia de trigo, ganado y otros bienes.

Era, pues, imposible combatir. Los soldados acabaron por aburrirse, regresando a casa del Zar Tarakanski para decirle: —No hay medio de batirse. Dio orden a sus soldados de recorrer todo el reino, asolando aldeas, incendiando casas, quemando los trigales y matando todo el ganado.

Admiraron el oro. Y cambiaron con el caballero su trabajo por las monedas de oro. Acosado por el hambre, se fue a la aldea en busca de alimento.

Quiso comprarle un arenque por una pieza de oro. Tengo tres, que guardo por curiosidad. No tenemos deudas y tampoco impuestos. Y el diablo hubo de acostarse sin cenar. No quiere trabajar, ni pedir por amor de Dios. Que vaya de casa en casa y sea atendido. La cabeza se calienta tanto con el trabajo que a veces estalla. A veces, uno acababa por cansarse las manos; entonces, para descansar, podremos trabajar con la cabeza.

Cansados de mirar constantemente, se fueron cada cual a su trabajo. Y llego a tener hambre. Y se acerco. Con esta clase de trabajo, se expone uno a que le salgan chichones. No quedando esta vez ni el agujero. Todos acuden a su reino.

Vivid en paz. Tenemos de todo. Pero en este reino existe una ley: es una costumbre muy nuble y singular.

BEGINNING PYTHON MAGNUS LIE HETLAND PDF

Iván el imbécil (de Leon Tolstoi)

.

ANABASIS PERSE PDF

Ivan El Imbecil ensayos gratis y trabajos

.

Related Articles